• Menos de la mitad (47%) considera que existe un alto nivel de inclusión digital.
  • El 86% cree que los hombres disfrutan de un mayor grado de inclusión financiera y digital que las mujeres.
  • Más del 40% de los españoles cree que una mejor educación sobre productos financieros y digitales ayudaría a impulsar la inclusión.

Solo el 38% de los españoles cree que existe un alto nivel de inclusión financiera en España, y menos de la mitad (47%) considera que existe un alto nivel de inclusión digital, según un estudio de MasterCard que analiza las percepciones sobre inclusión financiera y digital en Europa. El estudio se ha elaborado a partir de entrevistas a más de 10.000 personas en Europa, incluidas 1.000 en España, para conocer el acceso de la población a servicios como cuentas bancarias, préstamos, Internet o teléfonos móviles. Según los resultados, solo uno de cada cinco españoles (22%) considera a Europa como la región con una mayor inclusión financiera del mundo, y solo el 21% cree que Europa es la región con una mayor inclusión digital.financial inclusion

El estudio pone de manifiesto que la inclusión financiera y digital son percibidas como dos aspectos que van de la mano, y la mayoría de los españoles las consideran igual de importantes para la sociedad. Sin embargo, el 86% de los españoles cree que los hombres disfrutan de un mayor grado de inclusión financiera y digital que las mujeres. En este sentido, el 83% afirma que la igualdad de oportunidades en términos de acceso a productos financieros y digitales es vital para lograr una sociedad abierta e inclusiva, pero solo el 64% considera que actualmente existe esa igualdad.

Los españoles afirman que se sentirían “avergonzados” ante la falta de acceso a productos financieros o digitales como una cuenta corriente o de ahorros, una tarjeta de crédito, un ordenador o un teléfono móvil, en contraste con el sentimiento de “frustración” predominante entre los europeos.

En relación a los resultados del estudio, Ann Cairns, Presidenta de Mercados Internacionales de MasterCard, afirma: “La inclusión financiera, digital y de género están intrínsecamente vinculadas. De la mano, estos elementos son fundamentales para conseguir una vida libre, justa y plena, y los europeos están de acuerdo con esto. Sin embargo, a pesar de ser una de las regiones más desarrolladas del mundo, es evidente que necesitamos hacer más para reducir la brecha existente. Los europeos consideran que una gran parte de la sociedad todavía está excluida y, en efecto, hay un “techo monetario” que actúa como barrera a la inclusión y que impide el acceso universal”.

Para disminuir la brecha existente, más del 40% de los españoles cree que una mejor educación sobre productos financieros y digitales ayudaría a impulsar la inclusión. Además, el 74% considera que mejorar la inclusión financiera es parte de la responsabilidad de los gobiernos nacionales, siendo España uno de los países de Europa que más responsabiliza a las autoridades sobre este aspecto, solo por detrás de Portugal (80%).

Ovidio Egido, director general de MasterCard España, afirma: “El acceso de la población a productos básicos como una cuenta corriente, Internet o un teléfono móvil es vital para no resultar excluido en la sociedad actual. La tecnología ofrece un potencial ilimitado para el crecimiento económico de una sociedad o la mejora de la vida cotidiana de las personas”.

Ann Cairns concluye: “El Parlamento Europeo otorga a cada ciudadano de la Unión Europea el derecho a poseer una cuenta de pago básica, y el Banco Mundial y el G20 se han fijado el objetivo de conseguir el acceso financiero universal para 2020. Sin embargo, si tenemos en cuenta que solo una cuarta parte de los europeos considera que Europa es la región con una mayor inclusión financiera y digital del mundo, y que la igualdad de oportunidades en términos de acceso continúa siendo un problema, mejorar la inclusión en la región debería seguir siendo una alta prioridad si queremos conseguir una sociedad completamente abierta e inclusiva”.