Blogs
Subscríbete a nuestros alertas por email





Close
Beyond the Transaction: Every Transaction Has a Story

Invirtiendo en las mujeres en todas partes

Shamina Singh, vicepresidenta ejecutiva del Centro Mastercard para el crecimiento inclusivo

Moshrefa BanuConoce a Moshrefa Banu, una inspectora de calidad de 25 años en la sección de costura de una fábrica de ropa en Dhaka. Ella está casada y tiene una hija pequeña que se queda con sus padres en su pueblo natal, mientras ella trabaja en la ciudad. Moshrefa sueña con proporcionarle un hogar propio a su familia algún día. Ensombreciendo sus sueños están las preocupaciones cotidianas de equilibrar el ahorro y el gasto, especialmente cuando no tiene un lugar seguro para ahorrar su dinero.

Moshrefa es una de los más de 40 millones de trabajadores empleados en la industria de la confección en Asia. Las mujeres constituyen la gran mayoría de los trabajadores de primera línea en las fábricas, y rara vez ascienden fuera de la línea para pasar a puestos directivos. En el día de pago, a las mujeres se les paga en efectivo, y por lo general ellas entregan una porción significativa a los hombres en sus vidas para que la gasten en la forma que les parezca, en lugar de hacerlo en prioridades centradas en la familia que las mujeres podrían tener.

El uso de la tecnología digital para cambiar la forma en que se paga a los trabajadores ofrece la oportunidad de ayudar a cambiar el gasto de los hogares, promover la inclusión financiera y ayudar a las personas a mantenerse resilientes durante cualquier emergencia, lo cual es fundamental ahora a medida que los trabajadores de todo el mundo se enfrentan a una creciente incertidumbre económica a raíz de la pandemia COVID-19.

Recientemente, Moshefra comenzó a recibir su salario en una cuenta bancaria digital, junto con capacitación financiera; en esta capacitación se utiliza una herramienta de aprendizaje tecnológico que parece un juego, la cual fue desarrollada por el programa HERfinance de BSR y el Mastercard Center for Inclusive Growth. “No sabía cómo usar [dinero móvil] hasta que tuvimos la capacitación de [HERfinance]”, dijo Moshrefa. “Ahora puedo ser más responsable con mi dinero. Puedo ahorrar parte de mi salario en mi cuenta de dinero móvil y puedo ganar intereses”.

Basándose en las lecciones de HERfinance en Bangladesh, Mastercard se ha asociado con varias marcas globales importantes, incluyendo Levi’s, VF Corporation y Marks & Spencer, para ayudar a mejorar el empoderamiento financiero de los trabajadores de la confección y acelerar la transición hacia salarios digitales.

Nuestro trabajo en la industria de la confección es sólo una de las muchas maneras en que Mastercard está trabajando para ayudar a las mujeres a prosperar y mantenerse resistentes frente a la crisis. Estamos impulsando nuestras redes aún más, forjando asociaciones ambiciosas y defendiendo a las personas, empresas e innovaciones para construir economías más inclusivas.

Esto incluye el aprovechamiento de la tecnología digital para cerrar para siempre la persistente brecha de género del 9% en la inclusión financiera. Pero primero necesitamos una tecnología que funcione para las mujeres.

En los Estados Unidos, Mastercard ha trabajado con Grameen America para ayudar a hacer la transición de mujeres emprendedoras de bajos ingresos a la banca digital,  para así ayudarlas a mantenerse competitivas en una sociedad que cada vez más funciona sin efectivo. Mastercard, en asociación con Citi y Apple, ha brindado apoyo a Grameen America para desembolsar préstamos digitalmente y transformar sus sistemas de back-end para escalar sus operaciones y así llegar a más de 129.000 mujeres.

A nivel mundial, estamos colaborando con organizaciones como Accion y CARE para ayudar a las micro y pequeñas empresas a acceder a las herramientas y servicios que necesitan para prosperar en la economía digital. Juntos, nuestro objetivo es impulsar la seguridad financiera a largo plazo para estas empresarias en los buenos y en los malos tiempos.

Nuestro compromiso con aumentar las oportunidades para las mujeres en la economía digital va más allá de la inclusión financiera; queremos ayudar a mujeres y niñas a acceder a los puestos de trabajo de hoy y del mañana.

A través de nuestro exclusivo programa Girls4Tech, proporcionamos tutoría y educación para alentar a las niñas de todo el mundo a interesarse y participar en actividades STEM. Hasta ahora, hemos llegado a más de 500.000 niñas en 28 países, superando nuestros objetivos.

A medida que la pandemia COVID-19 sigue afectando a millones de personas en todo el mundo, reconocemos que las poblaciones desatendidas estarán entre las más afectadas por los impactos económicos y de salud de esta crisis mundial.

Esto incluye el creciente número de mujeres que están en primera línea en la lucha contra el brote. Las mujeres conforman la mayoría de los trabajadores de la salud y tienen gran parte de la responsabilidad del cuidado de los niños, ahora que estos permanecerán fuera de la escuela durante meses, a la vez que los familiares se enferman.

Junto con la Fundación Bill & Melinda Gates y Wellcome, nos hemos comprometido con $125 millones para financiación inicial con la intención de acelerar la respuesta ante la epidemia del COVID-19, mediante la identificación, evaluación, desarrollo y ampliación de tratamientos que sean asequibles y accesibles para los pacientes en todas partes.

Nuestra misión es conectar e impulsar una economía digital inclusiva que funcione mejor para las mujeres y que cree posibilidades ilimitadas para todos nosotros. Es un mundo que da a todos la oportunidad de dar rienda suelta a su potencial.